Síguenos en YouTube Síguenos en tumblr Síguenos en 500px EKTphotos | Bizkaitar bat Panaman | Un vizcaíno en Panamá | La vida al otro lado del charco | Fotografía | Surfing | Viajes | Vivencias

lunes, 11 de mayo de 2015

Playa TETA.

Si algo había caracterizado mis baños en Panamá hasta hace cosa de dos meses, había sido la mediocridad de las olas. Había surfeado olas con fondos de arena, coral o roca, pero no me habían coincidido olas demasiado buenas. De esos baños de los que sales y dices: Sí joder, hoy sí.

TETA está en la zona de playas cercana a la ciudad, en el lado del Pacífico. Había oído hablar de ella, es un nombre que se te queda, Teta, pero no había explorado esta zona antes.


En Marzo fuimos a Teta a surfear. La playa no es demasiado bonita, pero la ola es cojonuda. Como muchas veces ocurre, las fotos son después de surfear, cuando ya no estaba tan bueno... Izquierdas largas, que abrían, tres cuartos a un metrillo la serie... ¡Qué gozada hostia!

miércoles, 6 de mayo de 2015

sábado, 25 de abril de 2015

Aratusteak. (1/2)

Llegaron los carnavales a Panamá y aprovechamos el puente para escapar hasta Santa Catalina. Aquí el carnaval se vive de otra forma, la gente no se disfraza, los capitalinos acuden en masa al interior del país y lo celebran pasando el día en la calle, con música y guaro (alcohol), todo esto mientras camiones cisterna los refrescan para sofocar los habituales 30º.

No era el plan que buscábamos, así que pusimos rumbo a Santa Catalina para surfear y desconectar un poco. Es un sitio muy tranquilo, aunque en fechas específicas va bastante gente, se respira una tranquilidad muy agradable.


Como comenté en su día en la entrada de Santa Catalina, en el pueblo hay dos playas: El Estero y Playa Santa Catalina. Además de eso, hay bares, hostels y negocios de buceo/turismo que viven de llevar a los turistas a conocer Coiba. Es pequeño el pueblo, lo cual hace que sea aún más acogedor.

sábado, 18 de abril de 2015

Malibú.

Junto a Teta, diría que Malibú es una de las mejores opciones que hay para surfear cerca de la ciudad. Toma como una hora y media más o menos llegar hasta aquí. Es una desembocadura de río que da tanto izquierdas como derechas. Bastante popular entre los surfistas de la ciudad.




domingo, 12 de abril de 2015

Altos de Campana, Gamboa y Fuerte de San Lorenzo.

Como comentaba el otro día, enero fue un mes de repetir visitas en unos casos, y conocer lugares por primera vez en otros.

La primera de las tandas se trata de Altos de Campana, a una hora aproximadamente de la ciudad. Nada que ver con el bullicio de la capital. Aire fresco, temperaturas más bajas... Una gozada.



jueves, 9 de abril de 2015

Txapela eguna.

Cerca de la ciudad hay un par de olitas surfeables. Es una bahía más o menos tranquila, aunque tiene su época buena, que parece ser empieza en breves. Toma como una hora u hora y media llegar hasta esta zona.

En enero cayeron varios bañitos. El de la entrada de hoy fue en la zona de Punta Chame. Nos adentramos por una pista con el 4x4 buscando una ola que creíamos podía funcionar.

 La verdad es que para estos casos un todoterreno sí que merece la pena


Nos encontramos con unos cerrotes cojonudos, pero bueno, alguna abría y se dejaba surfear. Cuando no surfeas todo lo que quieres, cualquier baño se ve de otra forma. Además el calor aprieta bien, por lo que se está mucho mejor dentro del agua que fuera (a pesar de que el agua esté caliente...).

domingo, 22 de marzo de 2015

Urtarrila - Enero.

Se acabaron las vacaciones en Bilbo y tocó volver a mi otra casa. Fueron raros los primeros días, volver al calor, la humedad, el ruido... Pero en chancletas y bañador estas cosas se llevan mejor :-)

Aprovechando que había gente nueva en el grupo tocó repetir excursiones pasadas. Siempre es un placer volver a San Blas. Ya van cinco veces si no me equivoco, y sigue sin defraudar. Esta vez nos tocó algo de viento y mala mar, pero mereció la pena el viaje sin duda.


Creo que ya comenté en otra entrada que tenemos un contacto allí, un kuna. Siempre que vamos, lo hacemos todo con él, es un buen tipo y nos ha tratado muy bien siempre. El plan suele ser ir a una isla sin gente ni electricidad, para hacer la experiencia aún más auténtica. Además hacemos una parada en una de las islas más pobladas, para ver cómo viven ellos. Muy curioso para quien llega por primera vez sin duda.